El corazón infartado puede regenerarse

Al producirse un ataque cardíaco, el infarto reduce la capacidad que tienen los ventrículos para bombear la sangre en un solo latido. Al disminuir el aporte sanguíneo, el tejido cardíaco se queda sin oxígeno y muere. Esas zonas necrosadas provocan un fallo cardíaco,...